SERÉ BREVE


REPASE



Por Alberto Zelada García


Cálmate. Ya todo ha pasado. No quedan más gritos ni huellas, ni siquiera los ecos de la destrucción. Las banderas flamean hinchándose de victoria y los heridos son cifras que todos empiezan a olvidar, o borrar. Por favor, no me mires así, yo sólo quiero hacer lo correcto. Soy cristiano, igual que tú. Cállate, te lo pido. No sea que tu presencia nos delate y tenga que rematarte a culatazos.



Posted in Creación, Microrrelato | Leave a comment

SERÉ BREVE


ZÍNGARA



Por Sandro Bossio Suárez


Finalmente, la encontró en su tienda de adivinadora, entre tantas tiendas idénticas de la feria, y se sentó frente a ella con los ojos suplicantes. La gitana dispuso la mesa, encendió las velas, pulió la bola de cristal y lo miró directamente a los ojos:

—Mal de amores —le dijo.

—Sí —corroboró él—. Solo quiero que vuelva y que no se separe nunca de mí.

Ella asintió:

—Los astros te concederán tu deseo —le sonrió—. Volverá y nunca se separará de ti.

La mujer movía cadenciosamente unas sonajas que sonaron extrañas a sus oídos, mientras entonaba unos ensalmos extravagantes y entraba como en trance. El sintió que las lágrimas arrasaban su rostro.

—Ve tranquilo —le dijo la gitana al cabo de unos minutos, tomándole con cariño de la muñeca, recibiendo el costo de su servicio como si no le importara.

Jeremías salió de la tienda y, en cuanto lo hizo, recibió la llamada que tanto anhelaba.

—Aló, amor, soy yo. Disculpa por lo que pasó, no fue mi culpa.

—Lo sé, mi vida, lo sé. Lo bueno es que ahora estaremos juntos para siempre.

La escuchó sollozar y, emocionado, le prometió que, en efecto, jamás se separarían. Supo que así sería cuando se enteró de que el cuerpo de Cristina había desaparecido de la morgue.




Posted in Creación, Microrrelato | Leave a comment

SERÉ BREVE


LIMPIEZA MENTAL



Por Carolina Cisneros Pinedo


Estaba sentada, con las piernas cruzadas en posición de loto y la espalda recta. Cerró los ojos. Necesitaba un encuentro con el universo. Un incienso de lavanda la envolvía. Vestía de blanco. De pronto el disgusto la invadió. Pero con una sonrisa retomó su meditación. Luego de diez segundos no entendía por qué la habían traicionado. Cerró los ojos. Ahora se imaginaba lanzándole bofetadas a su amiga, jalándole el pelo hasta arrastrarla por el piso. Salió al malecón para relajarse. A cada paso su respiración se aceleraba más, su corazón latía con fuerza. Caminaba rápido. Ahora corría.

Sin darse cuenta se vio dando golpes a la puerta de la casa de ella. Su puño estaba preparado para lanzárselo en la cara. Pero nadie abría.

Una hora después, el agua caía a chorros del lavadero para limpiar su puño sangrante y morado: «En algún lugar tiene que estar».



Posted in Creación, Microrrelato | Leave a comment

SERÉ BREVE


AMOR DE CAMPESINO



Por Manuel Araníbar Luna


—Te imaginé derramando tu hombría sobre la hija del ordeñador, sobre una puta, sobre una vaca, o sobre tu perfumada perrita chimo, pero esto ya es demasiado. Avergonzado, el hijo del labriego pidió disculpas y salió. La papaya agujereada quedó sobre la almohada de paja.




Posted in Creación, Microrrelato | 1 Comment

SERÉ BREVE


Entre pájaros



Por César Klauer


Las alas de patrones rectos, matizados con una que otra letra (colores vivos que a contraluz se distinguen con claridad en el gris del cielo), describieron un par de espirales casi perfectas antes de caer en picada. Los gritos horrorizados de quienes, desde tierra, seguían los movimientos del atrevido imitador de ave, me llegaron ensordecidos por la distancia. Lo vi pasar a unos metros de mí, sentí una estela de viento en la cara. Luego vi el punto multicolor alejarse y caer, destrozarse en las rocas del espigón, a las orillas del mar. Batí las alas, planeé sobre el accidente. No supe si sentir pena o satisfacción.



Posted in Creación, Microrrelato | Leave a comment

SERÉ BREVE


CAMBIO DE ROLES



Por Ana María Intili


Ahora que la madre salía a trabajar, el padre tuvo que reanudar (en su cálido vientre) el embarazo.



Posted in Creación, Microrrelato | Leave a comment

SERÉ BREVE


TÍMIDA REVELACIÓN



Por Diego M. Eguiguren


—Ella es mi mujer. ¡Él lo sabía y estaba advertido! —espetó Jack, mientras servía dos copas.

—Has perdido la cabeza —dijo John—. Yo creo que…

—¡Basta! Cumpliste mi encargo y él se lo buscó.

—Ella no te quiere. Su amante pudo ser cualquiera, incluso yo. Admito que…

—Deja las bromas, John. Tú no tienes las agallas.

Casi amanecía. John vaciaba otra botella.

—Oye, Jack, dijiste que no tengo agallas… —repuso este, recordando cada felación de la mujer—. Yo…

—¡Calla y recibe tu dinero! Fue un gran tiro, directo a la cabeza —afirmó Jack, complacido, extendiendo varios billetes en la mesa—. Ahora sírveme otra copa.

John, sin más que decir, se la sirvió.



Posted in Creación, Microrrelato | Leave a comment