Existen modos distintos de pensamiento, el occidental, el andino, y otros tantos. Entendemos el pensamiento andino, que aquí entre en cuestión, en comparación con el occidental no como un estado primario de occidental, un esbozo, una iniciación, la parte de un todo que todavía no se ha realizado.

 

 

[ Recomendamos leer ]
  El devenir caótico en Nueva Corónica & buen gobierno de Felipe Guamán Poma de Ayala  (por Francisco Izquierdo. El Hablador Nº2. Diciembre 2004)

 

____________________________________________________________

Primera Nueva Crónica y Buen Gobierno: La construccion de la historia.

por Yuri Vílchez Bejarano

 

La carta se sostiene en la fe literal, en la ideología dominante
a la que cree capaz de
rehacer políticamente su proyecto.

Julio Ortega

Por el año de 1615, Felipe Guamán Poma de Ayala concluyó la redacción de la Primer Nueva Corónica y Buen Gobierno (NCyBG). La obra permaneció oculta durante trescientos años. En 1908 fue descubierta por el profesor alemán Richard Pietschamnn, en la Biblioteca Real de Copenhague. En 1936 se lanzó una edición facsimilar del manuscrito, publicado por Paul Rivet y el instituto de Etnología de París. Desde esa fecha hasta nuestros días, se han sucedido no más de ocho ediciones, cuyos ejemplares en su mayoría fue de lectura asidua de historiadores, antropólogos, filólogos, etc. "Empero, la obra ha sido calumniada cuando no ignorada, en cuanto a su coherencia interna como testimonio andino autodidáctico y su manejo de las letras europeas" (ADORNO, 1989: 31). Historiadores de la talla de Raúl Porras Barrenechea la han tildado de "pura behetría mental", atribuyéndolo a "la confusión y embrollo de sus ideas y noticias" (PORRAS, 1948: 7). Expulsado de la historia por la falta de fidelidad, los manuscritos caen ante lo ojos de los estudios literarios hispanos. Es desde ahí que Rolena Adorno, Mercedes López-Baralt, Martín Lienhar, Francisco Carrillo, entre otros; así como dentro de los estudios andinos realizados por Jhon Mutrra, Juan Ossio, Wachtel, y tantos otros, se entrega un nuevo matiz, completamente diferente, revelador de la NCyBG, tanto en lo literario como en el de los estudios andinos.

En gran medida el maltrato y trato de la obra de Felipe sintomatiza una evolución en el pensamiento peruano, con el relevo de las nuevas generaciones de investigadores y los cambios sociales, Felipe, como lo fue Garcilaso, se va constituyendo como símbolo para poder entendernos como peruanos, en todas nuestras complejidades y contradicciones.

Para empezar (sin querer restar importancia a los recientes estudios histórico literarios), decidimos centrarnos en un solo punto: la relación entre las dos partes en que se divide la obra, bajo el modelo del paralogismo planteado por Aristóteles en la Poética, con la intención de demostrar la táctica contestataria de la obra de Felipe.

Es necesario aclarar bajo qué criterio relacionamos la Poética y la NC y BG, porque puede inducir a creer que intentamos decir que Guamán Poma tuvo información de la obra de Aristóteles. Nada de eso. Existen modos distintos de pensamiento, el occidental, el andino, y otros tantos. Entendemos el pensamiento andino, que aquí entra en cuestión, en comparación con el occidental no como un estado primario de occidental, un esbozo, una iniciación, la parte de un todo que todavía no se ha realizado. El pensamiento andino forma un sistema bien articulado, independiente de ese otro sistema que constituirá la ciencia, la razón occidental (seguimos la concepción del pensamiento salvaje planteada por Levi-Strauss, 1964: 30).

No intentamos establecer una relación causal entre la Poética y la NCyBG, sino lo que planteamos, aunque no sea éste el objetivo principal, es que en el texto de la NC y BG se puede apreciar una relación de sus dos partes principales que en la otra orilla del océano lleva el nombre de paralogismo descrito en la Poética. Nadie inventó esta estructura, solo alguien lo analizó, lo clasificó y le puso nombre. Por eso al centrarnos en el texto y el paralogismo que se produce en él, lo hacemos porque la ciencia de la literatura tiene "por objeto determinar no por qué un sentido debe aceptarse, ni siquiera por qué lo ha sido (esto, repitámoslo, incumbe al historiador), sino porqué es aceptable" (BARTHES, 1981: 59).

Por otro lado, planteamos la noción de texto, en oposición a la obra, por su dinamismo que produce el cruce de sus sentidos. El texto como provocador de efectos, como el de "la verdad" (verosimilitud), es nuestro objeto. Sobre esa base aplicaremos el modelo de paralogismo, como productor del efecto de verdad de una obra. De ahí en gran medida parte la NCyBG para ser una obra contestataria, de contraconquista (Lezama Lima, citado en Lopez-Baralt, 1988: 12), una obra irreverente, colérica, dolorosa.

La crónica mestiza de Felipe Guamán Poma de Ayala presenta muy diversos problemas para su análisis, debido principalmente a que se le tiende (así como también a otras crónicas indias) a estudiarla como un signo del proceso socio-histórico, al crearse un paralelo entre la historia y la obra, y funcionando, ésta última, como debeladora de la verdad histórica. Lo cual ha llevado al rechazo de la NCyBG por sus "incongruencias" (errores en las fechas, en los nombres, en las descripciones de lugares, etc.) resaltadas por los historiadores. Es decir, la NCyBG fue rechazada por la historia. No criticamos esos estudios, porque ellos hacen lo que tienen que hacer: desde su punto de vista la obra no les rinde en su campo de acción.

Ingresar al estudio de la NCyBG nos parece que no merece una confrontación con la "verdad" de la historia; no tomar la obra como un signo referencial, porque
el acto de referencia a un referente nunca explica el signo, sino que más bien lo confunde, porque el objeto de referencia es asumido como un signo que interpreta el primer signo y restringe sus posibilidades de aplicación (ECO, 1980: 174)

También tengamos en cuenta que el autor es el nexo, el puente entre el contexto y el texto, el asidero que aproxima el texto a la realidad, lo que lo naturaliza, lo alimenta de ella. "El emisor debe introyectar el contexto en el mensaje, haciéndolo de manera que el mensaje (...) sea prácticamente autónomo" (SEGRE, 1985: 43). Por lo tanto, si el puente se crea tanto con el autor real y el autor implícito, en el caso de la NCyBG (como en muchas otras crónicas) surge un problema porque no se tiene una información precisa que nos permita construir la figura del autor real. No se sabe, siquiera, si realmente existió Felipe Guamán Poma de Ayala, por lo tanto, todo lo referente a él se a construido desde el texto mismo (1).

Desde nuestra posición, más que un defecto de la NCyBG, es una virtud; porque la muerte del autor real, como plantea Barthes, ya está dado de ante mano; mejor dicho, ya no se tiene que matar al autor. Y la trampa del texto, la creación fingida de la comunicación, de la referencialidad, la creación del autor implícito desde el texto mismo, se potencializa.

"Trampa" (inocente y lícita del texto) en la que los historiadores cayeron, pues al no encontrar un contexto biográfico con el cual enclavar la obra dentro de un momento histórico, partieron del texto mismo y lo confrontaron con la historia, y de ese modo escriben la historia en modo subjuntivo y potencial y cuando eso sucede nos ahogamos en mentiras e ilusiones.

El interés principal de Guamán Poma al escribir su obra, es la de denunciar ante el rey de España los abusos causados por los españoles en la indias. Para ello le resulta fundamental evidenciar un irreprochable grado de verosimilitud. Aristóteles al hablar en la Poética de los verosímil señala: "resultará admirable hasta lo inexplicable si se lo presenta razonablemente" (1460b). Es decir, lo verosímil no radica tanto en lo que se presenta, como en la forma en que se lo presenta; es decir en la forma de "como se debe decir lo falso" (1460a), en realidad, debemos afirmar: lo verosímil radica en la forma de como se construye la realidad. Lo verosímil dependerá de la forma de presentación del texto (de la ficción). Por ellos nos resulta necesario analizar la forma cómo se presenta y se estructura la NCyBG.

En un primer momento podemos definir el paralogismo como un argumento falaz con apariencia de verdad, pero esto simplemente no lo diferencia del sofisma que también es considerado una argumentación solo verdadera en apariencia. En una segunda instancia podemos diferenciar al sofisma como argumento falso empleado conscientemente en la polémica o en las demostraciones; mientras que el paralogismo es la infracción inconsciente de las leyes y reglas de la lógica, y por lo común lleva a conclusiones falsas tomadas como verdaderas (ROSENTAL, 1990: 457 y 564 para paralogismo y sofisma respectivamente). Para la obra de Felipe debemos tener en cuenta que "esas infracciones a la verdad, es decir, las mentiras, quedarían justificadas por lo que es el primer objeto del texto: hacerse oír" (SEGRE, 1985: 251). Es así que los elementos que configuran el mundo representado del texto no se medirán por la distancia con la realidad, sino por la manera de estar presentes en la narración (SEGRE, 1985: 252).

Un modelo de paralogismo, según Segre, lo encontramos en La Poética de Aristóteles:

Porque creen los hombres que, cuando por ser esto se produce estotro, o por suceder esto sucede, si se da el consecuente tendrá también que darse el antecedente. Y esto es precisamente lo falso. Es menester, pues, añadir que, si el antecedente es falso, habrá de darse otro o habrá antecedido necesariamente otro, en caso de que se dé o suceda tal consecuente (1460a).

De tal manera que si un hecho P es seguido de un hecho Q la relación que se establece entre ambos es causal (donde P es el antecedente y Q el consecuente), y por lo tanto condicional: si P entonces Q, y así se somete a las reglas de la tabla de verdad. Si el hecho B (el consecuente) se toma por cierto, también el hecho A será cierto, o tomado por tal, como así también toda la condicional

P
Q
====
V
V
V
V
F
F
( F
C
V )-------
V
F
F
V

Lo que intentaremos observar en las líneas siguiente es como las dos grandes partes en que se divide al NCyBG (1. Nueva Corónica; 2. Buen Gobierno), encajan dentro de este esquema lógico.

La NCyBG es un texto que busca influir en su destinatario (el rey de España) pocisionándo al su mismo nivel a su destinador (Guamán Poma), para lograr que su protesta y soluciones sea, no solo escuchadas, sino seguidas y obedecidas. No olvidemos lo importante del nombre del destinador que lo identifica frente al destinatario. Este nombre, Felipe Guamán Poma de Ayala, podemos analizarlo en tres grupos: Felipe/ Guamán Poma/ de Ayala.

De Ayala: el mismo texto señala que este término le fue dado a un pariente suyo por un español. Guamán Poma: hace referencia al aguila y al puma, en la cosmología andina representan a hanan y el hurin, arriba y abajo, es decir todo el universo, la totalidad. Felipe: es el nombre no solo del destinador, sino del destinatario (Felipe II), lo que pone en evidencia la intensión de igualarse al rey de España; además podemos inducirnos a pensar que, como el destinador ve que la sucesión de la realeza española se produce de Felipe II a Felipe III, él siendo Felipe también tendría derecho a una categoría real; el diálogo se produce entonces entre Felipe príncipe de la indias y Felipe rey de España.

Antes de continuar vale precisar un punto: existen dos lecturas del mundo posible dado en el texto: la visión española y la de Guamán Poma. En ambas el indio es explotado por el español, eso es "lo real" dentro del texto. Los motivos de esa imposición es lo que hace diferente a ambas lecturas. Desde el punto de vista español: ellos vinieron a evangelizar a los a los idólatras salvajes, los indios cumplen el castigo de sus pecados. En cambio, Guamán poma juzga a los españoles como idólatras y a los indios como cristianos, "mundo al revés" señala. Ambas posturas son simbólicas de la postura occidental y andina en la conquista. Ambos son los códigos con los que exploraremos el texto.

_________________

(1) "En realidad, poco importa la fecha de su nacimiento, ocurrido en un momento para el cual carecemos totalmente de información confiable (registros parroquiales, por ejemplo). Afirma en su Nueva Corónica que nació en San Cristóbal de Suntuto, (o Sondondo), y afirma tener 80 años..." [el subrayado es nuestro]. PEASE, Franklin. En el prólogo a su edición de la NCyBG. México, Fondo de Cultura Económica, 1993.

 

1 - 2 - BIBLIOGRAFÍA


home / página 1 de 3

_____________________________________________________________________________________________________________________________
contacto | quiénes somos | colaboraciones | legal | libro de visitas | enlaces | © el hablador, 2003-2004 | ISSN: 1729-1763
:: Hosting provisto por Hosting Peru ::
Hosting